¿DEBERÍA COMPRAR UN MOISÉS PARA MI BEBÉ? Te damos nuestra opinión

¿DEBERÍA COMPRAR UN MOISÉS PARA MI BEBÉ? Te damos nuestra opinión

Tener un bebé conlleva muchísimos gastos. Esto, a menudo, hace que nos planteemos cuales son los artículos que tenemos que comprar sí o sí y cuales son aquellos que pasan a la lista de “bueno, vamos a pensarlo detenidamente”. 

El moisés para bebé puede que sea uno de esos artículos que situemos dentro de esta dudosa lista. 

Podemos pensar que acostar a nuestro bebé directamente en una cuna más “definitiva” es una opción, pero nosotros te recomendamos usar un moisés. 

Sus inconvenientes ya los sabes; que lo vas a usar muy poco, como mucho unos meses (4 o 5), que luego no sabrás que hacer con él… 

Pues muy a pesar de que esto pueda ser cierto, creemos que deberías contar con uno y que os va a valer la pena, tanto a tu bebé como a ti. 

Primero vamos a contarte en qué consiste un moisés para bebé: 

CÓMO ES UN MOISÉS PARA BEBÉ

Un moisés para bebé consiste en un capazo que hace de camita para él, con asas, debidamente forrado con algún tejido apropiado, las vestiduras. 

El moisés para bebé descansa sobre una estructura de bambú o de madera que habitualmente tiene ruedas para su transporte. 

También puede ser una estructura de aspas que facilite su plegado. 

El capazo lleva un colchoncito y una colcha.

 

Y ahora te contamos sus maravillosas ventajas, verás… 

 

VENTAJAS DEL MOISÉS PARA BEBÉ

 

  1. El moisés para bebé es una cuna de transición. 

Sí, lo vas a usar poquito, unos cuatro o cinco meses aproximadamente. Pero estos meses son importantísimos para tu bebé. Son sus primeros meses en el exterior, sus meses de adaptación. 

Esta adaptación será mejor si usas un moisés para bebé. 

Tu bebé al nacer querrá sentirse “recogidito” en un espacio ajustado que le recuerde tu útero. 

El moisés para bebé es ese lecho intermedio entre tu vientre y la inmensa cuna, una camita de transición de medidas ajustadas que le recordará su estancia dentro de tu vientre. 

En el moisés tu bebé descansará estiradito, pero a su vez con sus manitas y sus pies podrá alcanzar los límites del moisés. Esto hará que se sienta más arropado y protegido. 

Dormirá mejor y más tranquilo y por lo tanto tu descansarás más.

 

  1. Podrás coger a tu bebé con menos esfuerzo. 

El moisés para bebé gracias a su estructura te queda a una buena altura y su poca profundidad (en comparación a una cuna) te permitirá coger a tu bebé sin tener que inclinarte apenas. 

Esto te va a venir muy bien para no forzar tu espalda durante estos meses en los que tendrás que coger y acostar a tu bebé muy a menudo. 

 

  1. El moisés para bebé ocupa poco espacio y gracias a sus ruedas puedes trasladarlo a cualquier estancia. 

Estos primeros meses son los meses que tienes que estar disponible para tu bebé al 100%, a demanda. 

Y por si esto fuera poco, además recuperarte del parto. 

Poder llevar el moisés a la estancia en la que te encuentres, gracias a su reducido tamaño y a sus ruedas, sin tener que despertar a tu bebé, te va a ser de gran ayuda y lo vas a agradecer muchísimo. 

También lo puedes trasladar fácilmente a casa de un familiar o de algún conocido si sales un fin de semana.

 

Resumiendo, creemos que el moisés para bebé te va a dar un muy buen servicio durante estos primeros meses. 

Y seguro que después le encuentras un uso original.

 

En Showroom del Nadó te ofrecemos nuestros moisés para bebé, todo un clásico con una línea y una calidad que harán vuestras delicias.

Puedes escoger entre las opciones que encontrarás en nuestra web MOISÉS PARA BEBË o bien escoger los tejidos que quieres para tu moisés y nuestro equipo de artesanos te lo confeccionará. 

Y si todavía no estás decidida, no dudes en consultarnos para otras opciones que puedan ajustarse a tus necesidades, como mini-cunas, cunas y reductores. 

 

Ir a tienda.  MOISÉS PARA BEBË